La ansiedad del primer día de clases - UNOi Internacional
Necesito ayuda
Quiero más información

Autor: UNOi

Fecha: 16 de agosto de 2016

La ansiedad del primer día de clases

Aunque los adultos sabemos que ‘Roma no se hizo en un día’, para los niños el primer día de clases representa muchas veces algo así como cruzar el umbral de la incertidumbre, lo cual les genera ansiedad al no saber que vendrá después. Una buena forma de reducir esa ansiedad es proporcionarles toda la información […]

Aunque los adultos sabemos que ‘Roma no se hizo en un día’, para los niños el primer día de clases representa muchas veces algo así como cruzar el umbral de la incertidumbre, lo cual les genera ansiedad al no saber que vendrá después. Una buena forma de reducir esa ansiedad es proporcionarles toda la información posible sobre lo que van a encontrar.

Las siguientes son algunas de las causas más comunes de ansiedad y recomendaciones para su manejo.

Adaptarse a nuevas situaciones. Si tu hijo ingresará a un nuevo colegio o un nuevo curso,  es normal que se sienta nervioso. Lo importante, es hablar con el niño acerca de cómo será ese primer día de clases. Cuando los niños saben que esperar, experimentan menos ansiedad acerca de una situación. Explícale que  la mayoría da las personas se sienten así cuando se enfrentan a una situación nueva.

Miedo a equivocarse. Muchos niños se preocupan porque piensan que su nuevo curso será muy difícil o porque no sabrán qué contestar si les preguntan algo en la clase. Recuérdale  que todos cometemos errores y que en el colegio están para ayudarle en su aprendizaje en nuevos temas.

La ansiedad social. Hay niños que se preocupan por encajar en algún grupo, hacer amigos, lo que otros piensan de ellos o ser objeto de burla. Es importante que hables con tu hijo acerca  de las maneras de hacer amigos y de cómo resolver situaciones de conflicto. Esto hará que tu hijo se sienta mucho más seguro y además le estarás entregando una herramienta muy valiosa para su desarrollo como persona.

Metas demasiado altas. Destacar puede ser muy importante para algunos, aunque conviene que las metas que se fijen sean realistas y alcanzables. Sobre todo deben tener claro que cuentan con tu apoyo para cumplir sus objetivos y que no pasará nada si alguno no se consigue en lo inmediato.

El temor al acoso. Si hubo una experiencia previa de acoso, es normal que se preocupen porque ocurra de nuevo. Se puede recurrir a la forma en que se resolvió antes además de ofrecerles respaldo que aumente su autoestima para enfrentar con seguridad a los agresores.

________________________________